VACANCIA O VAGANCIA??

Tres meses después el pueblo peruano y también todos los que vivimos en Perú, nos encontramos ante el escenario político de una eventual vacancia del presidente Pedro Pablo K.

 

De nuevo, un grupo de congresistas solicitó la vacancia de PPK por “incapacidad moral”, toda vez que siguen apareciendo presuntos nexos del primer mandatario con la empresa Odebrecht.

 

Mucho se ha dicho sobre las supuestas “ofrendas” que dio Odebrecht a PPK y otros políticos peruanos a cambio de obras de construcción con el Estado.

 

La Constitución peruana establece la figura de la vacancia presidencial por diferentes causas. En el caso de PPK es por “incapacidad moral”, argumento en el cual se basan los congresistas pues el presidente no habría sido transparente en sus informaciones sobre Odebretcht.

 

Hasta este punto, la moción de vacancia podría tener una base firme para ser aprobada. Sin embargo, los congresistas que la solicitan más allá de querer hacer algo positivo por el país, solo la están embarrando y con las dos manos.

 

Por qué digo esto, bueno, por la sencilla razón de que desde que a los congresistas se les ocurrió solicitar la primera moción en diciembre pasado, el país se estancó. No lo digo yo, se siente y se percibe en todos los ámbitos.

 

La economía se contrajo, la inversión extranjera disminuyó y el país está en una suerte de hibernación a la espera de un resultado.

 

Todos estos días, PPK ha dicho que no renunciará y que por el bien del país, no se le debe vacar. Del otro lado, los congresistas se están armando para finalmente vacarlo.

 

Para muchos, PPK no es el presidente que prometió ser y aseguran que le quedó grande el país. Otros siguen apostando a que si puede hacer el trabajo pero sin las trabas que ha puesto el Congreso desde que asumió la presidencia.

 

La vacancia implica movimientos políticos serios, hasta podría convocarse a la elección de un nuevo Congreso. Creo que allí radica el miedo de algunos parlamentarios de levantar la mano a la hora de aprobar la vacancia.

 

Entonces cabe la pregunta, la vacancia podría acabar con la vagancia de los congresistas?? Esa vagancia que ya en casi dos años del gobierno de PPK le ha costado dos gabinetes ministeriales y una constante crítica a lo que no hace y a lo que hace también.

 

Sería interesante saber si los congresistas peruanos están dispuestos a inmolarse por la República y dejar de percibir un super salario solo por ir a calentar una silla, levantar la mano y dar declaraciones a la prensa.

 

Sería interesante saber que es mejor para el país, si la vacancia de PPK o la vagancia de quien la solicita.

Related News