Video Blog

CHINA EN INTERNET. UN NUEVO ORDEN EN PROYECCIÓN.

Durante casi cinco décadas, Estados Unidos ha guiado el crecimiento de Internet. Desde sus orígenes como un pequeño programa del Pentágono, hasta su condición de plataforma global que conecta a más de la mitad de la población mundial y decenas de miles de millones de dispositivos, Internet ha sido durante mucho tiempo un proyecto estadounidense. Sin embargo, hoy, Estados Unidos ha cedido el liderazgo en el ciberespacio a China. 

¿Cual es el plan del presidente chino, Xi Jinping?¿Qué nuevo orden se proyecta?

China tiene el mayor número de personas conectadas del planeta y sabe la importancia que tienen las tecnologías de información y comunicaciones hoy en día. Planea un sistema de defensa cibernética, una mayor voz en la gobernanza de Internet,  más compañías de clase mundial y dirigir el mundo en tecnologías avanzadas. En suma, ser el nuevo líder. ¿Cómo piensa hacerlo? Ahí está lo interesante. 

Hay una vision Xi. 

Por lo pronto ha creado la Agencia del Ciberespacio de China. Para cosas bien interesantes: 1. Controlar el contenido 2. Reforzar la ciberseguridad y 3. Desarrollar una economía digital. 

Ahora bien, este nuevo apetito por el cyberpoder se asienta en cuatro prioridades nacionales. 

La primera: Quiere un internet “armonioso”.  

Eso significa un internet que guíe la opinión pública, apoye el buen gobierno y fomente el crecimiento económico, pero también esté dispuesto a frenar la movilización política y evitar el flujo de información que podría poner en riesgo al régimen. 

China no solo ha perfeccionado El “Gran Cortafuegos”–el esfuerzo de vigilancia y de censura en línea más grande del mundo– que monitorea todo el tráfico en el ciberespacio chino y permite a las autoridades denegar el acceso a sitios web no deseados por el gobierno, así como desconectar todas las redes chinas de la red mundial de Internet si fuera necesario. Además, el gobierno chino también ha creado un sistema de vigilancia doméstica llamado “Escudo de Oro”, que es administrado por el Ministerio de Seguridad Pública y otros departamentos gubernamentales y agencias locales. Allí hay 100 mil chinos vigilando lo que escriben y publican, las 24 horas del día, más de 800 millones de sus compatriotas conectados a internet. Esta armonía es, en buena cuenta, mantener el control del ciberespacio para mantener el poder. 

La segunda prioridad es: Internet hecho en China 

Como pocos países en el mundo, China invierte enormes cifras de dinero en tecnología. Más de 233 billones de dólares solo durante el 2018. En China ya se gradúan más ingenieros que en ningún lugar del mundo. El año pasado superó a Estados Unidos en publicaciones científicas. China quiere reducir su dependencia de proveedores extranjeros de equipos digitales y de comunicaciones y ya ha delineado políticas para que el 70% de sus microchips sean producidos por empresas chinas para el 2025.  Los tres temas centrales en la visión de Xi son liderar el mundo en tecnologías avanzadas como inteligencia artificial, computación cuántica y robótica.  

China se ha puesto las pilas y vuela a otra velocidad. Otro ejemplo es el énfasis que le ha puesto a participar en las discusiones globales. Mientras estuvo casi ausente en las discusiones sobre la tercera y cuarta generación móvil, desde hace un par de años, las empresas chinas envian por lo menos el doble de representantes que sus pares en los eventos más importantes donde se discute las aplicaciones de tecnología 5G. 

Una tercera prioridad para china es gobernar el internet. 

Los responsables políticos chinos, al igual que sus homólogos de todo el mundo, se preocupan de ataques cibernéticos a sus redes gubernamentales y privadas que podrían interrumpir los servicios críticos, perjudicar el crecimiento económico e incluso causar destrucción física. Por ello China ha anunciado planes para acelerar el desarrollo de sus fuerzas cibernéticas y reforzar las defensas on line. El caso de Edward Snowden, que significó el acceso a data relevante,  es algo que quieren evitar. 

Finalmente y como cuarta prioridad, China viene promoviendo la “ciber soberanía”como un principio organizador de la gobernanza de Internet, en oposición directa al apoyo de los Estados Unidos para una Internet global y abierta. En palabras de Xi, la ciber soberanía representa “el derecho de los países individuales a elegir de forma independiente su propio camino de desarrollo cibernético, modelo de regulación cibernética y políticas públicas de Internet”. China prevé un mundo Internetiano con control gubernamental justificado por los derechos soberanos de los estados. 

Bien. Quizá usted se pregunte a estar altura qué va a ocurrir?

En términos generales y para terminar, diremos que China va en ascenso, y esa tendencia de crecimiento, de copamiento y de real expansión no parece que cambiará. Un nuevo orden está configurándose y parece que estará más cerca del control que China promueve, que de la libertad que Estados Unidos ha venido manejando hasta hoy. El internet libre como lo hemos vivido hasta ahora quizá cambie en los próximos años…

¿Cómo afectará esto nuestras vidas, nuestra cotidianidad y nuestro entorno? Es una pregunta que todos debemos hacernos para comenzar a buscar las respuestas. 

Gracias.

26 febrero, 2019

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *